El Ayuntamiento de Majadahonda ha adquirido un radar móvil para controlar los principales puntos negros de la localidad y evitar accidentes y atropellos. A través de su Concejalía de Seguridad, se irá colocando en distintas vías. Irá en función de los datos de siniestralidad o de la conflictividad de las calles.

El alcalde de Majadahonda, José Luis Álvarez Ustarroz, acompañado del primer teniente de alcalde y concejal de Seguridad, Ángel Alonso. También del Jefe de la Policía Local, Ismael Illán, ha acudido hoy al primer punto elegido en la Avenida de Guadarrama. Como ha explicado el alcalde, “se trata de un lugar en donde conviven distintos centros escolares y en donde sólo el pasado año se produjeron seis accidentes que han preocupado al Consistorio y a la comunidad educativa”.

Radar Majadahonda

Dos meses con carácter informativo

La nueva medida tendrá durante los primeros dos meses carácter informativo, con el objetivo de concienciar sobre los peligros del exceso de velocidad en determinadas vías como ésta. Así, se establecerá un control al final de la Avenida. Ahí se informará a todos aquellos conductores que hayan sobrepasado los límites establecidos. Sólo a partir de la segunda quincena de mayo tendrá carácter sancionador.